Donan Organos 
EFE
Miami
interEl niño de 12 años del sur de Florida que fue infectado por una rara ameba que destruye el tejido cerebral falleció anoche, indicó ayer su padre a través de la página de Facebook en la que ha ido informando del estado del menor.
En un mensaje en la página "Pray4Number4", el padre de Zac Reyna explicó que donaron los órganos de su hijo "para salvar vidas".
El pasado sábado los médicos del Miami Children's Hospital certificaron la muerte cerebral del menor después de que no encontrasen actividad cerebral a pesar de haber detenido la infección de la ameba días antes.
A pesar de ello, los padres decidieron dar unos días más de plazo antes de retirar la respiración artificial a su hijo a la espera de un "milagro".
"Zac donó todos sus órganos a otros que están esperando un milagro. Donando sus órganos, Zac vive. Su corazón bombeará en otra persona, sus pulmones darán aire a otro niño y todos sus demás órganos cambiarán la vida de muchos", dijo.
Zachary Reyna, de fuertes creencias religiosas, quiso agradecer el apoyo y plegarias que han recibido en estos últimos días y explicó que informarán de los detalles del funeral en los próximos días para todas aquellas personas que se quieran despedir del pequeño.
 
Top